Inicio Actualidad 2 Descubre las personalidades que debes tener en tu equipo creativo

Descubre las personalidades que debes tener en tu equipo creativo

82
0
Compartir

Está claro –o debería estarlo- que las ideas siempre fluyen mejor en equipo, pero no siempre fluyen de la manera que quisiéramos. En muchas ocasiones las personalidades de los colaboradores con los que trabajamos son muy opuestas y pueden chocar por numerosas razones. Sin embargo, estas diferencias pueden ser una gran herramienta si encontramos nuestro papel dentro del grupo.

Dentro de los equipos creativos, existen cuatro diferentes tipos de personalidades con características diversas y muy particulares. El planteamiento de estas cuatro personalidades se menciona en “the innovative individual”. Sin embargo, las características atribuidas a cada una, son resultado de la experiencia en el campo práctico a la hora de formar equipos enfocados a la innovación.

Iluminador: 

El personaje iluminador es aquel que está listo para proponer ideas, establecer una visión o crear un nuevo producto.  Cuenta con gran convicción y una habilidad natural para inspirar a las personas a su alrededor. Su principal fortaleza radica en su capacidad creativa y la determinación para llevar sus ideas hasta las últimas consecuencias. En algunas ocasiones puede carecer de conocimientos técnicos en el área, pero eso no es más que una fortaleza. Su condición de relativo desconocimiento sobre el ambiente técnico es lo que le otorga esa perspectiva fresca y fuera de lo tradicional.

Patrocinador:

 Es aquel convencido de que un proyecto tiene potencial, y está determinado a apoyarlo aún en los momentos más difíciles. Tiene suficiente conocimiento técnico para aprobar la viabilidad de una nueva idea, y se encuentra dispuesto a defender estas propuestas frente a directivos y supervisores. Posee habilidades persuasivas y relaciones con las personas adecuadas para conseguir que las ideas se lleven a cabo.

Transformador:

Bautizado como el “materializador”. Es una persona con amplios conocimientos del área en desarrollo. Su experiencia lo habilita para tomar de la mano las ideas del visionario y encontrar formas para materializar lo esperado. Es hábil negociando formas de llevar a cabo planes de acción. Es decir, el iluminador aportará el qué hacer, pero el transformador dirá cómo.

Agente externo:

Si los miembros del equipo están demasiado inmersos en el tema, probablemente será necesario contar con un colaborador externo capaz de ofrecer un aire fresco al grupo. El agente externo no tiene que estar relacionado con el área en desarrollo, pero sí tiene que contar con claridad acerca del objetivo del equipo. Practicantes universitarios en las juntas de corporativos, o un padre de familia en las reuniones de emprendedores, sin duda aportarán ideas invaluables que a nadie más le pasarán por la mente.

Si consigues encontrar tu papel en el equipo, no tendrás que competir con alguien que quizá ya sabe cuál es su propósito en el grupo. O bien podrás apoyar a tus colaboradores para que juntos (pero no iguales) consigan los objetivos esperados.

Fuente: Entrepreneur

Comenta y se parte nuestra comunidad

Somos Seguros no es responsable por comentarios emitidos por terceros en el foro.

Compartir